Ayuda a reducir el colesterol

Los componentes antioxidantes, así como los ácidos grasos monoinsaturados del aceite de oliva virgen extra dan mayor resistencia a las lipoproteínas para contrarrestar la oxidación y, de este modo, previene la formación de las placas de la arterioesclerosis, incluso en estadios muy precoces.

Por su lado, el ácido oleico disminuye los niveles de colesterol LDL, dejando intacto el colesterol HDL, que sí es beneficioso para la salud. Además, también se ha probado que la ingesta diaria de aceite de oliva mejora la actuación de los medicamentos anticolesterolemiantes.